¿Pueden los perros comerse las pecanas? Lo que debes saber antes de compartir tus nueces

¿Pueden los perros comerse las pecanas? Lo que debes saber antes de compartir tus nueces

¿Pueden los perros comer nueces

Todos sabemos que las nueces son una delicia sabrosa y saludable para los humanos, pero ¿pueden los perros comer nueces? La respuesta a esta pregunta es no, realmente no deberían.

No te asustes si se te cae una sola nuez al suelo y tu perro veloz la agarra antes de que puedas cogerla.

Aunque es cierto que los perros no deben comer nueces, uno o dos no le harán daño.

Por otro lado, si estás sentado con un bol de nueces en tu regazo y estás ansioso por compartirlas con tu amigo de cuatro patas, no lo hagas.

Las nueces no son buenas para los perros. ¿No nos crees? Sigue leyendo, porque te explicaremos por qué.

¿Pueden los perros comerse las pecanas?

Amamos a nuestros homólogos caninos y queremos compartir todas las bondades de la vida con ellos. Esto incluye todo, desde cenas a postres, frutas y verduras, y a veces nueces.

¿Pero pueden los perros comer nueces? Y ya que estamos, ¿los perros pueden comer helado de mantequilla y nuez o pastel de nuez?

No. Los perros no deberían comer nueces, así que no deberían comer ningún alimento que contenga nueces, como helado de mantequilla y nuez o pastel de nuez.

Para empezar, las nueces son tóxicas para los perros y pueden causar varios problemas. En el peor de los casos, el consumo excesivo de nueces puede resultar fatal.

Por eso es tan importante investigar cualquier alimento humano que tengamos la tentación de alimentar a nuestros perros antes de que realmente vayamos a alimentarlos.

Recuerda, sólo porque sea bueno para nosotros no significa que sea bueno para ellos.

Aunque es fácil perderse en esa mirada humana y sentir que somos mucho más parecidos que diferentes, no es el caso.

La verdad es que los dueños de los perros son diferentes de nuestros homólogos caninos, y una de esas diferencias es nuestra capacidad para manejar ciertos alimentos. Así que ahora que sabemos que las nueces y los perros no se mezclan, averigüemos por qué.

¿Qué son las nueces y por qué son malas para los perros?

Las pacanas crecen de los árboles de nueces en cáscaras que son tan duras que la gente suele necesitar algún tipo de herramienta para abrirlas.

De hecho, la palabra nuez es en realidad una palabra nativa americana que se traduce más o menos como «nueces que requieren de una piedra para su rotura».

La nuez es un fruto seco muy popular en todo el mundo y se incluye en varias recetas familiares favoritas como las mencionadas anteriormente.

Las pacanas también están llenas de nutrientes para los humanos.

Fuente de grasas insaturadas saludables, las nueces contienen más de 19 vitaminas y minerales e incluso se ha dicho que reducen el colesterol.

Pero si las nueces son tan buenas para los humanos, ¿por qué son tan malas para los perros?

¡Advertencia para los dueños de los perros!

Junto con toda la bondad que contienen las nueces, también hay contras.

Las pacanas contienen una toxina llamada juglona.

Si se enmohecen, las nueces pueden causar convulsiones y síntomas neurológicos debido a su producción de micotoxinas temblorosas.

Más peligroso aún, las pacanas son nueces de árbol que contienen un veneno natural llamado aflatoxina. La aflatoxina se produce a partir de un moho que crece en las pacanas conocido como aspergillus.

Y mientras que las nueces son inofensivas para los humanos (que no tienen alergia a los frutos secos) e incluso beneficiosas, los sensibles sistemas de nuestros queridos perros no están construidos para manejar las toxinas y venenos que vienen con las nueces.

Mientras que una o dos nueces aquí y allá no matarán a su perro, un puñado de nueces podría, así que preferiríamos que se mantuviera alejado de todas ellas.

¿Cómo pueden las nueces dañar a mi perro?

¿Son las nueces tóxicas para los perros? ¿Son las nueces venenosas para los perros? ¿Son los perros alérgicos a las nueces?

Con o sin alergia a las nueces, los perros deben evitar las nueces.

Las pacanas pueden causar trastornos intestinales gástricos u obstrucción en el sistema digestivo de su perro.

Ambos problemas son graves y dolorosos y, en algunos casos graves, pueden causar la muerte.

¿Qué haces si crees que tu perro se ha metido accidentalmente en una bolsa de nueces? ¿Cómo sabes si se ha comido un montón? ¿A qué síntomas debes prestar atención?

Sigue leyendo y toma nota.

¿Pueden los perros comer nueces

¿Cómo sé si mi perro ha comido demasiadas nueces?

Si su perro comió nueces, trate de no entrar en pánico. La pregunta más importante es ¿cuántas comió?

Si su perro se ha metido en su escondite de nueces, tenga cuidado con los vómitos y la diarrea. En algunos casos, esto será lo peor de todo. Después de unas horas, debería volver a ser él mismo.

Sin embargo, en casos más graves, los vómitos y la diarrea serán intensos, y tendrá que llevar a su perro al veterinario.

Si su perro vomita, orina o defeca a un ritmo que parece alarmante, es probable que necesite tratamiento, incluyendo líquidos por vía intravenosa, medicación, análisis de sangre y monitorización.

Por supuesto, si ve sangre en el vómito o las heces de su perro, llévelo al veterinario inmediatamente. Esto podría ser una señal de que su hígado ha sido afectado.

Señales a las que hay que prestar atención

Otros signos de que el hígado se ha visto afectado son el amarillamiento de los ojos y las encías y la orina que se vuelve de color rojo o marrón.

Esto significa que su perro se ha vuelto ictérico y también es probable que se haya vuelto anémico.

También debe prestar atención a su perro cuando está tratando de orinar.

¿Está teniendo problemas? Los cálculos en la vejiga son un síntoma común de envenenamiento por aflatoxina como resultado de comer demasiadas nueces.

Si su perro no puede o no quiere orinar, puede tener cálculos en la vejiga.

Desafortunadamente, los cálculos en la vejiga pueden ser muy dolorosos y requieren de una remoción quirúrgica, así que no ignore este síntoma y lleve a su perro al veterinario inmediatamente.

¿Qué debo hacer si mi perro come pecanas?

La intoxicación por aflatoxina se produce cuando el perro ha comido demasiadas nueces u otros frutos secos que contienen esta toxina.

Puede ser fatal para su perro si no se aborda de inmediato.

Aquí hay una lista rápida de síntomas a los que hay que estar atentos:

  • Vómitos severos
  • Diarrea severa
  • Letargo
  • Pérdida de apetito
  • Ojos o encías amarillas
  • Orina marrón o rojiza
  • Sangre en el vómito o en las heces (las heces serán muy negras)
  • Dificultad para orinar

Si cree que su perro ha comido nueces y muestra alguno de los signos anteriores, le recomendamos que lo lleve al veterinario inmediatamente.

¿Qué frutos secos son seguros para que mi perro los coma?

Sólo porque los perros no puedan comer nueces no significa que todas las nueces sean tóxicas para él.

Aunque las nueces no son un alimento básico necesario en la dieta de un perro, todavía hay algunas nueces seguras para los perros, incluyendo:

  • Cacahuetes y mantequilla de cacahuete
  • Anacardos cocidos o asados
  • Avellanas

Cacahuetes

De hecho, a mi perro le encantan los cacahuetes y a menudo la pillo robando de la bolsa que guardo en la cubierta trasera para el alimentador de ardillas.

Si es la primera vez que su perro come un cacahuete, obsérvelo de cerca para asegurarse de que no tiene ninguna reacción adversa.

Como los frutos secos no son necesarios en la dieta de nuestros perros, es mejor dárselos a los perros con moderación.

Anacardos

Si bien los anacardos cocidos o asados son seguros para que los perros los coman con moderación, los anacardos crudos contienen toxinas peligrosas que pueden ser perjudiciales para ellos.

Afortunadamente, esta toxina puede ser erradicada a través del proceso de cocción, haciéndolos seguros para que los perros los coman.

Sin embargo, demasiados anacardos cocidos podrían causar un malestar estomacal en los perros.

Por esta razón, recomendamos que sólo le dé a su perro anacardos cocidos o asados de vez en cuando como un regalo ocasional. Incluso entonces no le ofrezca más de uno o dos.

Avellanas

Los perros más grandes normalmente lo hacen bien con las avellanas, pero no los recomendamos para los perros más pequeños.

Los perros pequeños parecen tener más dificultades con las avellanas y pueden no ser capaces de masticarlas correctamente, lo que provoca riesgos de asfixia y de obstrucción intestinal.

¿Cómo puedo seguir manteniendo una dieta saludable para mi perro?

Como amantes de los perros, es importante que les demos alimentos sanos que les hagan sentirse bien. Por supuesto, un alimento de alta calidad para perros es siempre recomendable para mantener a su perro en forma, y las golosinas deben ser dadas con moderación.

Y cuando se trata de alimentos para perros, sólo hay que tener en cuenta que la mejor regla a seguir es, si no estás seguro, hacer tu investigación, como lo hiciste en este caso.

Referencias y lecturas adicionales:

Alenza, D.P., y otros, 2008, «Relación entre la dieta habitual y los tumores mamarios caninos en un estudio de casos y controles«Revista de Medicina Interna Veterinaria

Bland, I.M., et al., 2009, «Obesidad canina: Actitudes y comportamiento del dueño,” Medicina Veterinaria Preventiva, Volumen 92, Número 4, pgs. 333-340

Bland, I. y Hill, J., 2011, «Afrontar la obesidad de los perros abordando las actitudes de los propietarios,» Reseñas de Ciencia Animal

Heinbecker, P., White H.L., y Rolf, D., 1944, «Obesidad experimental en el perro«American Journal of Physiology-Legacy, Volumen 141, No. 4

Mellanby, E., 1946, «Dieta e histeria canina: Producción experimental«Revista Médica Británica


https://labradores.net/can-dogs-eat-pecans/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.